Estudiantes se despidieron del año lectivo 2019-2020, frente a sus computadores, en Quito



Este martes 30 de junio, último día de clases en el régimen Sierra-Amazonía, se han realizado diferentes actividades para clausurar el ciclo escolar 2019-2020. Disfraces, poemas y canciones han sido parte de estas jornadas de los establecimientos educativos de Quito.

Adrián, alumno de 6 años del Colegio Vygotsky, se disfrazó de dinosaurio para despedir el ciclo escolar. A las 09:00 se conectó a la plataforma virtual para divertirse junto a sus compañeros y docentes. Disfrutó de películas y canciones.

Su mamá Patricia Guevara relata que el niño se divirtió con cada una de los actividades planificadas por los docentes y autoridades institucionales. Sin embargo -se lamenta- su hija, de 12, vivió momentos de nostalgia. “Es su último año en la escuela, por lo que como no pueden despedirse, la maestra les abrió el pizarrón para que imaginen que están rayando sus camisetas. Luego, los niños copiaban lo que veían en la pantalla en sus prendas. Fue triste”.

Una reacción similar observó Sandra Paspuel, mamá de Valentina, de 9. La niña se colocó su uniforme para la clausura. “Me dijo mamá me siento triste porque pareciera que iré a la escuela y me encontraré nuevamente con mis amiguitos, pero no se puede”.

El cierre del ciclo 2019-2020 fue en línea en los planteles. Los 1,9 millones de alumnos inscritos en régimen Sierra Amazonía se mantienen bajo la modalidad virtual o trabajos en casa, desde el 13 de marzo debido a la emergencia sanitaria por covid-19, por lo que los evento por el fin de año también se hicieron de la misma manera.

En los colegios Letort y Gonzaga, por ejemplo, los tutores prepararon videos, poemas y palabras motivacionales para compartirlas con sus estudiantes, padres y madres de familia.

“Las clausuras virtuales han sido hermosas y muy emotivas. Los alumnos se han divertido mucho”, contó la rectora del Letort, Carolina Pinzón.

Adicionalmente, en este plantel educativo de la capital se organizó el ‘timbrazo final’, como símbolo de despedida a los chicos del tercero de bachillerato quienes concluyen la secundaria.

Mientras que en el Gonzaga se entregaron certificados de reconocimiento al esfuerzo de los chicos, quienes tuvieron que cambiar de modalidad de estudio de forma abrupta. Así lo explicó Ángel Reyes, director de Desarrollo Institucional.

En otros colegios escogieron varios días para finalizar el año. En el Kepler tuvieron la ‘Semana loca’, en la que los chicos pudieron mostrar su creatividad y vestirse con atuendos divertidos o peinados extravagantes. Además se organizaron casas abiertas en las que niños y adolescentes presentaron piezas musicales y artísticas, relató la vicerrectora Marcela Suárez.

Pero, también, hay planteles que cumplirán con el cierre del año escolar en julio. En el Colegio Municipal Juan Wisneth, que oferta solo bachillerato y educación básica acelerada, se organizan las graduaciones que serán a mediados del mes, por medio de plataformas digitales. Su rector Fernando Cueva asegura que será una ceremonia emotiva, en la cual se destacará la importancia de que continúen con sus estudios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *